Ética y Moral Cristiana


(Esto va a ser largo, así que refresco en mano, palomitas de maíz y a leer)…

Participo activamente de los foros de una Web Cristiana por Internet, un lugar para debatir y discutir temas relacionados con el cristianismo, y de paso por un precio simbólico hacerse un curso y sacarse un diploma sobre las diferentes ramas a elección que componen la Teología.

Bueno, hace algunas noches me dedique a leer una de las lecciones sobre Ética y Moral Cristiana, empecé con la ética y quedé extrañado al terminar de leer dicha lección, cosa que invito a quien quiera entrar en la Web y leer la dichosa lección la cual no reproduciré aquí por respeto a esa web, pero aseguro que tiene verdaderas lagunas y se nota que a sido adaptada de forma chapucera para que encaje en la idea cristiana… pero mal, muy mal, me estoy planteando NO seguir con el curso, porque si voy a leer basura prefiero hacerlo de forma gratuíta.

La Ética y la Moral son complementarias entre sí, pero diferentes, por que mientras la ética describe los incisos de cómo actuar de forma correcta, la moral las pone en práctica.

La ética, a mi forma de ver, es un conjunto de ideas, conductas y teorías filosóficas, y a todo este grupo de cosas llamamos ÉTICA.

Ideas? mmm puede ser,…conductas? mmm también,….pero ¿por qué Teorías Filosóficas Don Jona?

-Por que esta ciencia pretende, sin dogmatismos, justificar de una manera Racional el modo de ser más propio de la persona.

En medio de una cultura dominada por la técnica o lo práctico como la nuestra, hablar de ciencias especulativas como la filosofía a nadie le interesa, pero eso no significa que no siga teniendo importancia, pues la tiene y mucha.

Karl Marx, hombre tremendamente práctico, decía que la filosofía solamente sirve para definir la realidad, pero que no aportaba soluciones. Y eso lo considero una gran verdad por que siempre que la filosofía se ha puesto un objetivo a dejado de ser filosofía y se ha convertido en Política.

Por lo tanto la Ética pretende establecer una base RACIONAL para que cuajen las normas orientatívas que da la Moral para actuar con mayor autenticidad y adquirir un papel moderado dentro de una convivencia en sociedad y en el caso del cristianismo, poder actuar cristianamente y de forma justa con y ante el prójimo.

Pero es necesario, a mi forma de ver, que para poder actuar con autenticidad es muy necesario sensibilizarnos, (hablando bíblicamente sentir misericordia, lástima, etc.), uno no puede comportarse como un robot ya programado con esta ética, porque no sería en base al libre albedrío del hombre a través del sentimiento del deber. Sin sensibilidad la ética y la moral quedarían reducidas a una vida dura, Espartana (como diría Homero) donde los argumentos e imposiciones teóricas consistirían en una serie de códigos para inducirnos a una vida puritana.

Pienso que la ética es mucho más estimulante y natural, ya que ha sido desde siempre la ACTITUD DEL HOMBRE LIBRE FRENTE A LA VIDA, ya que sin libertad no puede haber ética, donde se usa la culpa para construir prisiones mentales…no puede haber ética, donde hay amenaza de maldiciones e infiernos…no puede haber ética. Por que si la filosofía es esencialmente la búsqueda de vivir mejor, vivir en paz y ser feliz, preguntándonos siempre ¿qué es justo?, ¿Qué es dignidad?, ¿qué esta bien o qué está mal?...entonces encontramos a la ética en todo proyecto humano, nunca Divino.

Mientras que el Temperamento tiende al egoísmo, el Carácter tiende a la transcendencia y ambos son los dos polos opuestos de la ética. Por lo tanto el ser humano se construye a si mismo partiendo, quiera o no, de lo que por naturaleza es. Algunos encontrarán en su Temperamento su mejor ayuda y otros tendrán que luchar con él para doblegarlo.

El Carácter es el motor del pensamiento pero incluso este motor esta dividido en las llamadas “Verdades Éticas”:

a) El Ideal Teocrático, herencia medieval del siglo XVI, donde por culpa del razonamiento aristotélico matemático que interpretaba al mundo como una gran armonía pitagórica calculada, en el cual el hombre estaba integrado a este cosmos regido por un Único Ser Superior, centro y medida de todas las cosas al que debía sujetarse. Viva imagen absolutista de obediencia a un solo rey, una sola religión un solo mundo conocido.

b) El Ideal Humanista que con la reforma protestante rompe la estructura monopolítica y Monoteísta del Ideal Teocrático imponiendo el Subjetivismo y la libertad de pensamiento en materia religiosa, lo que dio paso a un cambio de mentalidad y también de la ética y la moral a todos los niveles. Poco a poco la razón se fue imponiendo como único medio para solucionar los asuntos humanos de manera científica. Por supuesto que esto contribuyó a iniciar una cultura Laica frente a una concepción teocrática, se rindió mayor culto a la razón que a las creencias o a la fe y eso lo podemos ver hoy en todo el mundo y en todas las iglesias, se predica de lo que se cree entender.

Bla, bla, bla, bla…para no alargarme más solo nombraré a los otros 3 ideales que a mi parecer son importantes como Verdades Éticas y me quedaré en el último que me parece el más actual y el más correcto:

c) Ideal Liberal…bla, bla, bla

d) Ideal Existencial…bla, bla, bla.

e) Ideal de las Relaciones Humanas, este es el tema de nuestro tiempo de nuestra realidad de hoy, una época plagada de inestabilidad y de inseguridad.

Si asumimos la idea, (para mí excesivamente optimista), de que la mayoría de las satisfacciones del individuo se derivan del amor al prójimo (Tolerancia y solidaridad) podríamos decir que matamos dos pájaros de un tiro, pues conseguimos una sociedad feliz y a la vez personas individuales más felices. Pero este Ideal de las Relaciones Humanas no es perfecto, presenta dificultades para llevarlo a la práctica pues el Compromiso sin Voluntad degenera en Pasividad y Conformismo, este es el reto del Compromiso con cualquier ideal Ético.

Con respecto a la Solidaridad siempre hay personas que vulgarmente llamamos “Malas Personas”, egoístas hipócritas que son, paradójicamente, abnegados que se desconocen ellos mismos, que no saben lo que hacen por que a fin de cuentas es más rentable y productivo buscar el interés propio con la complicidad de otros, en otras palabras, promueven ideas, iniciativas, emprendimientos que aparentemente están en representación de todos o que ayudan a todos pero su fin es el de sobresalir sobre el resto. Estos malvados Egoístas, tienen un egoísmo irracional y también la impresión de que si dan, saldrán perdiendo en el juego de la Equidad, son los que se mantienen callados detrás de la cortina.

“Todo lo que no se da, se pierde” (Hasari Pal)

Y en el campo del amor (saliéndome un poquito del tema) es lo mismo con estos malos engendros; el escritor Lawrence Durrell en su libro: No es lo mismo amar que estar enamorado toca este tema de un modo muy claro: “Una pareja jamás llegará a ser pareja. Siempre hay uno (“el que se deja querer”) que proyecta su sombra sobre el otro (“el que quiere”), impidiendo su crecimiento, de manera que aquél que queda en la sombra está siempre atormentado por el deseo de escapar, de huir, de sentirse libre para crecer…Este es el lado trágico del amor.”

La Tolerancia y la Solidaridad son las actitudes imprescindibles para la convivencia de un país civilizado, la Historia y la Razón han demostrado que nadie está en poder de la verdad absoluta y por lo tanto quienes obren de forma diferente a nuestra forma de ver la sociedad, la política he incluso la religión deben ser objeto de nuestro respeto. Pero esta caridad y esta benignidad nunca deben convertirse en una indiferencia ante la verdad y el bien. “Odia el delito, pero compadece al delincuente” (Concepción Arenal).

Muchas cosas que hace cincuenta años condenábamos como consecuencia de una educación o formación no exigente (o demasiado exigente y poco reflexiva), hoy en día son aceptadas sin rasgarnos las vestiduras, Aún así sigue habiendo verdades fundamentales que es imprescindible defender, aunque para ello sea preciso esforzarnos y dedicarnos a saber por qué defendemos lo que defendemos, Esta es la Ética que yo entiendo y respeto, no la que dice en el manual de Ética Cristiana. Empezaría por averiguar quien escribió ese manual ya que hay "ovejuelas" como yo, que no se tragan fácilmente todo lo que leen y que generalmente hacemos preguntas, por que no todo lo que tiene título de cristiano es totalmente cristiano.